#DíaMundialDelRock e #InternationalRockDay son hoy los dos hashtags obligatorios en los perfiles sociales de los amantes del rock. Pero, ¿por qué precisamente el 13 de julio? Para responder a eso, debemos trasladarnos hasta 1985, año en el que se celebró el festival que se coronaría como el más importante de la historia de este género.

Queen, The Who, Bowie, Dylan, The Beach Boys, Eric Clapton, Tina Turner, Led Zeppelin, Sting, Paul McCartney, Neil Young, Mick Jagger… Imagina a todos estos artistas en un mismo cartel (e intenta que no se te salten las lágrimas de emoción). El festival benéfico Live Aid, promovido por el músico Bob Geldof, fue el responsable de la reunión.

Con el objetivo de recaudar fondos para Etiopía, el evento se organizó de forma simultánea a ambos lados del Atlántico, en Londres y Filadelfia. El estadio de Wembley y el John F. Kennedy se llenaron hasta la bandera y 72 países asistieron en remoto gracias a la retransmisión internacional de la BBC. En total se recaudaron cerca de 40 millones de dólares.

Entre los datos más destacables de aquel mítico Live Aid se encuentran el viaje transoceánico de Phil Collins, que aquel 13 de julio actuó en ambos estadios, y el magistral concierto de Queen en Wembley.

Un año después del lanzamiento de The Works, el grupo liderado por Freddie Mercury hizo un recorrido de 20 minutos por algunos de sus grandes éxitos hasta entonces: Bohemian Rhapsody, Radio Ga Ga, Hammer to Fall, Crazy Little Thing Called Love, We Will Rock You y We Are The Champions.

 

 

En el John F. Kennedy, Lionel Richie, Ronnie Wood y Bob Dylan se unieron para tocar Blowing in the Wind. También Tina Turner y Mick Jagger protagonizaron uno de los momentos más recordados del festival: la interpretación conjunta de State of Shock.

 

 

Los finales en ambos estadios fueron apoteósicos, con todos los músicos sobre el escenario cantando We Are The World en USA…

 

 

…y Do They Know It’s Christmas en Europa.